“El camino hacia la cima es como el viaje hacia uno mismo, una ruta en solitario” (ALESSANDRO GOGNA)

9 abr. 2017

Villamexín-La Col.lá Aciera-Llano Tresmonte-Pico Castrión-Los Monteiros-Senda la Cruz-Valle la Ceniza-Llano la Bobia

Fecha: 09-Abril-2017 
Situación geográfica: La Pena Caranga (Proaza) 
Itinerario: Villamexín-La Col.lá Aciera-Llano Santolaya-Llano Tresmonte-Llano Castrión-Pico Castrión (670 m)-Los Monteiros-La Senda la Cruz-Valle la Ceniza-Llano la Bobia-La Corraína-Villamexín 
Tipo de ruta: Circular 
Desnivel positivo acumulado: 850 m 
Distancia recorrida: 13 km 

Mapa topográfico del IGN

Perfil de la ruta: 12,9 km

Domingo, 9 de abril de 2017. La localidad de Villamexín (380 m), en el concejo de Proaza, será el punto de partida de nuestra ruta en esta jornada

Sobre las 7:30 h empezamos a caminar incorporándonos, al salir del pueblo, a "El Camín Rial", el tradicional camino que discurre al Sur uniendo Proaza con Quirós por La Col.lá Aciera y que ahora, en su mayor parte, se encuentra hormigonado. En suave pero constante ascenso progresamos por la pista pasando entre varios praos y fincas: L'Arenal, La Braña, Firmortera, Varrodrigue, La Cirizal, Llindelafaya, Las Güertinas, etc

Más arriba, pasamos entre las fincas con cuadras de El Praón y La Cal

Las últimas cuadras que encontramos en la subida son las de El Cueto l'Acebal (El Cuotu'l Cebal)

Desde nuestra posición damos vista al "corazón" de La Pena Caranga, donde se encuentran las cumbres más elevadas de la misma

Alcanzamos La Col.lá Aciera (también conocida como el Alto la Collada) (681 m), divisoria entre los concejos de Quirós y Proaza

En la collada cogemos una pista (se conoce como La Carril de Aciera) que sube hasta una manga para el ganado superando antes una cuadra en El Peneo

Avanzamos al NO contemplando al frente el caliar pico Forcada

Tras pasar junto a La Fonte las Brañas Fonderas nos acercamos al bebedero de La Rozamontoigo

La pista se acaba al llegar a El Llano Santolaya, donde se encuentra una manga para el ganado

Seguimos adelante por un marcado sendero bajo el pico Forcada, en una zona de monte que se conoce toda ella con el nombre de Cutu Pardu, superando un par de peñones de formas y colores singulares: el Cutu Blancu y el Cutu Prietu

Enseguida llegamos al Llano Tresmonte (815 m), un rellano en la cabecera del valle homónimo

El Llano Tresmonte es paso obligado en el ascenso al pico Forcada por la vertiente septentrional

Desde el Llano Tresmonte iniciamos un prolongado y empinado descenso por el Valle Tresmonte pasando, enseguida, junto a un bebedero

Más abajo, bajo las verticales paredes calizas de la peña se encuentra una pequeña cuevina, Cuamiruxa

Nosotros seguimos bajando hasta El Llano Castrión y desde ese rellano acometeremos la fácil y corta ascensión al pico Castrión

EL PICO CASTRIÓN (665 m)

Las vistas desde el cumal hacia el valle Tresmonte y El Forcadín son espectaculares

Tras disfrutar de tan espectaculares vistas bajamos de nuevo al Llano Castrión

Desde el Llano Castrión iniciaremos un largo y abrupto descenso hasta enlazar con la conocida Senda la Cruz, que une las localidades de Caranga Baxu y Villamexín. Yendo con rumbo SO atravesamos la empinada ladera en el paraje conocido como Los Monteiros

Al llegar a un canto echamos la vista atrás para ver nuestro descenso desde el Llano Castrión

Llegamos a El Canto los Monteiros sobre el que se alzan verticales paredes rocosas que presentan varias oquedades conocidas como Los Veirones de los Monteiros

Desde El Canto los Monteiros descendemos por un tramo realmente espectacular, cruzando entre encinares bajo enormes paredes rocosas atravesando también grandes llerones. Es un paraje muy montaraz, de difícil caminar para la gente que no esté acostumbrada a este tipo de terrenos por el pedregoso terreno y el fuerte desnivel

Mientras descendemos contemplamos al frente el conocido Güerto Morneo (o Erneo), que por esta vertiente es totalmente inaccesible

Más abajo, el sendero nos lleva hasta una pared rocosa con varias oquedades, son Los Veirones de Solallastra

Estamos en la parte final de este largo y espectacular descenso

A la altura del Canto Aviao enlazamos con La Senda la Cruz, que ya recorrimos en varias ocasiones últimamente

Por este antiguo camino que comunicaba Caranga con Villamexín avanzamos al NE cruzando un llerón bajo Solallastra

En Los Tieos, de nuevo debemos superar el tramo más comprometido de toda la senda pues el terreno ha "argayado" dejando un camino muy estrecho sin agarres con unas caídas terribles. Para los más atrevidos no supone nada pero para el resto de mortales son un par de metros donde el corazón late fuerte antes de superar este obstáculo...

De inmediato, atravesamos otro pedrero, El Llerón del Pingón

La senda va ganando altura hasta llegar al Canto la Poisa, bajo los paredones calizos del Pico Castrión. Luego atravesaremos otro enorme pedrero, El Llerón de la Poisa

Nada más pasar el llerón traspasamos un canto por un buen camino "armado", El Escalón

Nada más pasar El Escalón entramos en Casamante donde abandonamos la senda para girar a nuestra derecha, pasando junto a la fuente Trambosgüertos antes de empezar a subir por el Valle la Ceniza con rumbo SE

Ascendemos por el Valle la Ceniza por terreno pedregoso y también bastante tomado por la maleza, una zona muy "garrapatera" sin duda

El ascenso por el Valle la Ceniza culmina en el Llano Castrión pero nosotros torcemos antes a nuestra izquierda para ir continuar al Norte

Siguiendo un apenas esbozado sendero caminamos con cuidado por un terreno mixto de piedras y de hierbazales

Más arriba, giramos paulatinamente al NE hasta llegar al Llano la Bobia, otro llanada en la arista más septentrional de La Pena Caranga

Desde el Llano la Bobia contemplamos el pueblo de Villamexín y sus alrededores

Al reanudar la marcha atravesamos en el descenso La Roza la Bobia

Más abajo, después de atravesar una zona bastante mala por la abundante maleza, alcanzamos los praos con cuadras de La Corraína

A partir de aquí tan sólo nos resta bajar por una buena pista hasta Villamexín

Sobre las 15:30 h ponemos punto final a esta corta pero intensa ruta de unos 13 km de recorrido y 850 m de desnivel positivo acumulado. Un paso más en la búsqueda de aquellos rincones más desconocidos de La Pena Caranga, conociendo nuevos caminos y parajes de espectacular belleza. Un abrazo muy fuerte para Juan, gracias al cual hemos recopilado muchísimos nombres de toda la peña que hemos incorporado a este reportaje. Saludos y hasta la próxima